rinitis.es.

rinitis.es.

Intolerancia alimentaria vs. alergia alimentaria

Intolerancia alimentaria vs. alergia alimentaria

Si sufres de alergias alimentarias o intolerancias, es importante entender la diferencia entre ambas condiciones para que puedas manejarlas adecuadamente y evitar posibles reacciones adversas. En este artículo hablaremos sobre las diferencias entre la intolerancia y la alergia alimentaria y cómo pueden ser diagnosticadas y tratadas.

Intolerancia alimentaria

La intolerancia alimentaria es causada por la incapacidad del cuerpo para digerir ciertos alimentos o componentes de los alimentos. La intolerancia puede ser causada por una deficiencia enzimática, trastornos intestinales o por la sensibilidad a ciertos aditivos alimentarios. Los síntomas de la intolerancia alimentaria pueden incluir gases, hinchazón, diarrea y dolores abdominales.

Entre las intolerancias alimentarias más comunes se encuentran:

- Intolerancia a la lactosa: ocurre cuando el cuerpo no produce suficiente lactasa, la enzima necesaria para descomponer la lactosa. Los síntomas incluyen diarrea, gases y dolores abdominales.
- Intolerancia al gluten: el gluten es una proteína que se encuentra en la cebada, el trigo y el centeno. Si tienes intolerancia al gluten, puedes experimentar síntomas como dolor abdominal, diarrea, fatiga y cambios de humor.
- Intolerancia a los aditivos alimentarios: algunos aditivos, como el glutamato monosódico (MSG), pueden provocar reacciones en algunas personas. Los síntomas incluyen dolores de cabeza, náuseas y enrojecimiento facial.

Alergia alimentaria

La alergia alimentaria es una reacción del sistema inmunológico a ciertos alimentos. Cuando alguien es alérgico a un alimento, su cuerpo produce anticuerpos que reaccionan con los componentes del alimento a los que es alérgico. Los síntomas de la alergia alimentaria pueden variar desde leves hasta graves y pueden incluir urticaria, dificultad para respirar, inflamación de la garganta y en casos graves, shock anafiláctico.

Entre las alergias alimentarias más comunes se encuentran:

- Alergia al maní: el maní es uno de los alérgenos alimentarios más comunes. Los síntomas pueden incluir urticaria, dificultad para respirar, hinchazón de labios y garganta y en casos graves, shock anafiláctico.
- Alergia al marisco: las alergias al marisco pueden ser causadas por diferentes tipos de mariscos, como camarones, langostinos y cangrejos. Los síntomas pueden incluir urticaria, dificultad para respirar, vómitos y diarrea.
- Alergia a la leche: la alergia a la leche es más común en los niños, pero puede afectar a cualquier persona. Los síntomas pueden incluir urticaria, hinchazón en los labios y la lengua, y en casos graves, shock anafiláctico.

Diagnóstico y tratamiento

Si sospechas que tienes una intolerancia o alergia alimentaria, debes hablar con tu médico para obtener un diagnóstico preciso. Tu médico puede recomendarte una serie de pruebas, como análisis de sangre y pruebas cutáneas, para determinar si eres alérgico a ciertos alimentos.

El tratamiento para la intolerancia alimentaria a menudo implica evitar los alimentos que causan los síntomas. Por ejemplo, si eres intolerante a la lactosa, deberás evitar los productos lácteos o elegir productos sin lactosa. Si tienes intolerancia al gluten, deberás evitar alimentos con gluten, como el pan y la pasta.

En el caso de las alergias alimentarias, el tratamiento también implica evitar los alimentos que causan la alergia. Si tienes una alergia grave, es importante llevar siempre contigo un autoinyector de epinefrina en caso de una reacción anafiláctica.

En resumen

La intolerancia alimentaria es causada por la incapacidad del cuerpo para digerir ciertos alimentos o componentes de los alimentos, mientras que la alergia alimentaria es una reacción del sistema inmunológico a ciertos alimentos. Si sospechas que tienes una intolerancia o alergia alimentaria, debes hablar con tu médico para obtener un diagnóstico preciso. El tratamiento para la intolerancia alimentaria a menudo implica evitar los alimentos que causan los síntomas, mientras que en el caso de las alergias alimentarias, el tratamiento también implica evitar los alimentos que causan la alergia.